Fotografías ganadoras del I Concurso de Fotografía “La moraga y el espeto de sardinas”

Queremos dar la enhorabuena a todos los participantes del I Concurso de fotografía “La moraga y el espeto de sardinas” y, en especial, a los ganadores y finalistas que recibieron una especial mención. Nos hubiera gustado que todas fueran ganadoras pero como todo concurso había que elegir y nuestros expertos miembros del jurado fallaron basándose en criterios objetivos y en la alineación con la temática del mismo. Aunque para nosotros todas son ganadoras, independientemente de su calidad fotográfica, ya que muchas fotogarfías documentan a la perfección ese proceso de preparación de las sardinas en espeto: desde que se preparan las cañas para los espetones, el proceso de las sardinas en andanas para arrancharlas y salarlas, cuando el amoragador o toda la familia ayuda a espetar las sardinas, la preparación del fuego y los balates, amoragar las sardinas en la flama del fuego preparado por las expertas manos del amoragador, clave de todo el proceso y de la supervivencia de este arte malagueño. El jurado votó a ciegas sin saber autoría, solo fotografía, título si lo había y alguna nota explicativa del autor sobre la fotografía. Nosotros si teníamos más información y por eso muchas fotografías tienen un valor especial por lo que hay detrás. Os ponemos algunas destacadas de las muchas que podríamos subrayar.

Como la de Christopher Streuli que recibió el segundo premio con su fotografía “Plata y oro”. Nos contaba que su mujer es española y durante cada año su familia hacía moragas cada verano hasta que se prohibieron (ahora se pueden hacer en los sitios habilitados). Después hubo una larga pausa y, este año, después de 15 años, la generación siguiente a los espeteros de la familia, ahora fallecidos, se hizo la moraga en homenaje a ellos. Para él fue  la primera vez en participar de esta tradición tan especial, un momento que retrató en esa instantánea.

O la de Joaquín Medina Olivera “Jugando a los espetos” que recibió una especial mención y donde nos cuenta el autor que: “Un espeto de sardinas fabricado de manera divertida con elementos que los niños usan en las manualidades del colegio, como pueden ser lápices de colores, cartulina, goma eva…que despiertan el interés de los más pequeños por algo tan arraigado, santo y seña de nuestra gastronomía. En cada una de estas sardinas se pueden leer palabras que giran alrededor del elemento principal, el espeto. El acercamiento de los niños y futuras generaciones al “espeto” es necesario para la preservación y divulgación a lo largo de los años”. Y no podemos estar más de acuerdo con él, una de las claves para que los patrimonios inmateriales sobrevivan es precisamente que no dejen de transmitirse a las siguientes generaciones.

O la de Fernando Arriazu que en su visita a Málaga como visitante come por primera vez un espeto de sardinas e intenta retratar en su fotografía “Delicias del mar” esta maravilla gastronómica.

Una fotografía de Cristina Martos Miranda  “Ahí las llevan”, premiada con el tercer puesto es una instantánea que documenta de forma bella ese proceso de elaboración del espeto que es arranchar las sardinas para preparar los espetones y dejarlos listos para amoragarlos.

La fotografía ganadora, “Family” de Raúl Morales Berlanga, es una instantánea de larga exposición que recoge la magia de la moraga con el telón de fondo de la Vía Láctea. 

En nuestro menú inauguramos una galería “La moraga y el espeto de sardinas” con una selección de 20 fotografías presentadas a nuestro concurso. Aquí las podéis ver (pincha aquí).

Fiesta del Espeto

Esta semana, como apoyo a la candidatura del espeto como patrimonio inmaterial de la humanadad de la UNESCO, hemos impulsado la Fiesta del Espeto que se celebrará esta semana que entra, el miércoles 19 y el jueves 20 de septiembre con el apoyo de la Diputación de Málaga (Sabor a Málaga) y el Ayuntamiento de Marbella junto a nuestros compañeros de la asociación La Carta Malacitana y gracias a los numerosos patrocinadores que los han apoyado.

  • El miércoles 19 de septiembre se presenta el libro “De la caña al plato: física y fruición del espeto” en el Chiringuito de la Pesquera del Faro a las 19:30 en cuyo acto explicarán sus autores, Jesús Moreno y Manuel Peréz, los detalles del mismo y contará con la intervención del crítico gastronómico Carlos Mateos. Un acto que será presentado por el periodista Marcos Chacón. Se ruega confirmación.
  • El jueves 20 se celebrará la Fiesta del Espeto presentada por el periodista Marcos Chacón y que contará con las siguientes actividades:
18:00. Inscripción en el Chiringuito Pepes Bar (Playa de la Venus) para el taller de espetos (Máximo 10 personas). 
 
18:30.  Impartición del taller de espetos por Pepe Ravira, formador de moragueros y propietario del Chiringuito Pepes Bar. (Marbella. Playa de la Venus)
 
19:30. Bienvenida: palabras de los responsables institucionales para abrir el evento y de apoyo al espeto como patrimonio de la humanidad. (Marbella. Playa de la Venus).
 
19:30. Recogida de firmas e información sobre la candidatura: Marbella Activa y Carta Malacitana tendrán un expositor donde explicarán los detalles del espeto como candidatura a patrimonio cultural inmaterial de la humanidad y los asistentes podrán apoyar la candidatura con su firma y recibir el de forma gratuita el librito “El espeto de Málaga en 20 respuestas”. (Marbella y San Pedro).
 
19:45. Pregón al espeto de sardinas a cargo del dibujante y poeta Agustín Casado. (Marbella. Playa de la Venus).
 
20:00. Entrega de los galardones y premios del concurso fotográfico  “La moraga y el espeto de sardinas” a los ganadores. (Marbella. Playa de la Venus).
 
20:00. Proyección continua de las fotografías premiadas y finalistas del I Concurso de fotografía sobre la moraga y el espeto. (Marbella. Playa de la Venus).
 
20:30. Moraga popular en Marbella (Playa de la Venus), San Pedro (Playa de la Salida) y Las Chapas (Playa de Pinomar) y actuación musical en Marbella y San Pedro.
 

Fallo del I Concurso de fotografía “La Moraga y el espeto de sardinas”

Este martes día 11 de septiembre el Comité Organizador del I Concurso de Fotografía “La moraga y el espeto de sardinas” se reunió con los miembros del jurado y fotógrafos, Jesús Chacón, Mª José Villanueva, Carlos Cáceres y Javier Almellones y Javier Lima, como miembros representantes de la Carta Malacitana y Marbella, respectivamente para proceder al fallo del mismo, bajo la presidencia de Antonio Castro.

Se trabajó desde una previa preselección y puntuación de los concursantes por parte de todo el jurado donde se valoró la calidad artística, la técnica fotográfica, la originalidad y la coherencia con la temática del concurso de las 109 fotografías a concurso. Una vez revisadas las fotografías seleccionadas y realizadas las deliberaciones oportunas, el jurado decidió, por unanimidad de sus componentes, otorgar los siguientes premios:

  • Family” de Raúl Morales Berlanga. Primer premio
  • Plata y oro” de Chistopher Streuli. Segundo premio
  • Ahí las llevan” de Cristina Martos Miranda. Tercer premio

Los cuales, además de los correspondientes premios, recibirán un galardón del artista malagueño Pepe Pereiro.

Hay una especial mención a las siguientes fotografías y autores:

  • “Delicias del mar” de Fernando Arriazu Gomar.
  • “Jugando a los espetos” de Joaquín Medina Olivera.
  • “Sardinas a punto de caramelo” de Hang wu Xu.
  • “Las quiero ya” de Antonio Márquez Lanza.
  • “Málaga- Marbella Connection” de Yolanda Pérez Saborido.

La entrega de premios del I Concurso de fotografía se realizará el próximo jueves 20 de septiembre a las 20:00 horas en la Fiesta del Espeto que tendrá lugar en la Playa de la Venus (junto al Puerto Deportivo). En dicho acto se proyectarán las fotografías ganadoras como las presentadas a  concurso.

Tanto los autores premiados con una especial mención como los autores participantes del concurso recibirán regalos de la organización en agradecimiento a su participación en este concurso que tiene como objetivo el apoyo a la candidatura del espeto de sardinas como patrimonio cultural inmaterial de la humanidad.

Presentación del logotipo oficial de la candidatura del espeto

Las asociaciones Marbella Activa y La Carta Malacitana, como parte de su estrategia conjunta de trabajo para reforzar la candidatura del espeto de sardinas a patrimonio cultural inmaterial de la humanidad, están desarrollando una serie de acciones y actos en torno a este patrimonio gastronómico malagueño, tanto a iniciativa propia como de otras instituciones y colectivos. Una de ellas es la que hoy se ha presentado de forma oficial: la nueva imagen corporativa de la candidatura.

Diseñada por Marta Lima, socia de Marbella Activa y creativa profesional, con el nuevo diseño se pretende por parte de la candidatura, impulsada por ambas asociaciones, que el logotipo propuesto se convierta en la seña de identidad de la misma y una imagen de referencia.

Ayer viernes día 3 a las 13 horas el Grupo socialista de la Diputación Provincial de Málaga otorgaba la distinción ‘Fuego y sal’ al Bar El Cordobés y el moraguero del mismo, José López, por ser un referente en la elaboración del espeto de sardinas como patrimonio cultural inmaterial. Aprovechando la invitación a dicho acto, ambas asociaciones han querido presentar el nuevo logotipo de la candidatura además de felicitar a este establecimiento y a su moraguero por dicho reconocimiento más que merecido por una trayectoria profesional defendiendo un patrimonio e identidad cultural de la Málaga marenga como es el espeto de sardinas.

Este acto de reconocimiento así como la presentación del logotipo oficial se suma a una serie de eventos en toda la provincia que pretenden reforzar la candidatura durante este verano. El próximo evento es este sábado día 4 en el IV Concurso de Espetos Costa del Sol que organiza El Círculo de Empresarios de Torremolinos y donde ambas asociaciones tendrán una carpa donde se informará de la candidatura, se recogerán firmas ciudadanas de adhesión además de repartir de forma gratuita la guía elaborada por La Carta Malacitana El espeto de Málaga en 20 respuestas, un folleto con el que se pretende dar a conocer el espeto de sardinas y el saber tradicional que requiere su elaboración. Una actividad de las muchas que se están organizando para este verano y que pretende dar igualmente un impulso al proceso de adhesiones donde se quiere sumar a toda la sociedad malagueña como a sus visitantes.

Los colectivos recuerdan que además está abierta hasta el día 20 de agosto la convocatoria del I Concurso de fotografía “La moraga y los espetos” cuyas bases están disponibles en la web de ambas asociaciones y cuyo objetivo es recopilar documentos gráficos para la difusión de este patrimonio malagueño y como actividad complementaria a la candidatura. Un certamen donde participan además Diputación Provincial de Málaga, el Ayuntamiento de Marbella y Cervezas Victoria.

La candidatura del espeto más activa que nunca

Desde Marbella Activa aunque estamos en pleno verano, un periodo de vacaciones para muchos, nosotros seguimos trabajando en algunos de nuestros proyectos como es el caso del espeto y su candidatura como patrimonio cultural inmaterial de la humanidad.

En el proceso de candidatura son claves los máximos apoyos: el de la comunidad malagueña, sus instituciones y de la sociedad malagueña y española en general. Uno de estos apoyos y organizados por nuestros compañeros de la Carta Malacitana tuvo lugar el pasado 26 de junio en Torremolinos donde más de una docena de instituciones públicas y privadas dieron su apoyo a la candidatura firmando su adhesión a la misma: Delegado Provincial de la Junta de Andalucía (José Luis Ruiz Espejo), Delegado Provincial de Delegación de Agricultura y Pesca (Francisco Javier Salas Ruiz), la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental (Margarita del Cid Muñoz), el Ayuntamiento de Torremolinos (José Ortiz García), el Delegado de Medio Ambiente y Playas del Ayuntamiento de Marbella (Manuel cárdena Gómez), la Carta Malacitana (Antonio Carrillo Ciudad), el Círculo de Empresarios de Torremolinos (Adolfo Trigueros Castillo), el Instituto Europeo de la Alimentación Mediterránea (Manuel Martínez Peinado), el propietario del restaurante Frutos (Armando Herranza Bascones), el Diputado Provincial de Atención al Municipio (Ramón del Cil Santaella), la Asociación de Comerciantes y Empresarios de Torremolinos (Juan José Vallejo Martín), la asociación Paseo Marítimo de la Carihuela  (Miguel Sierra Sánchez) o la empresa Cervezas Victoria (Sergio Regel Perea) . A todos ellos y a los que ya han firmado queremos agradecer su apoyo. Para que este patrimonio malagueño sea un día patrimonio de la humanidad necesita de toda la sociedad malagueña.

Y tan importantes son las adhesiones como que se desarrollen actividades complementarias y apoyo en torno a este patrimonio. Algunas de ellas han sido la producción del video del proyecto etnográfico de Marbella Activa “Con otra mirada” dedicado a la vida de un amoragador y marengo “José López”, la página dedicada a las moragas y el espeto en el libro educativo sobre nuestras tradiciones “Descubre Marbella y San Pedro”, los concursos de espetos desarrollados por diferentes instituciones en la costa como el organizado por el CET en Torremolinos el 4 de agosto donde estaremos recogiendo firmas de apoyo, el concurso de fotografía “La moraga y el espeto de sardinas”, el folleto y el librito sobre el espeto que va a publicar la asociación Carta Malacitana (la cual está prestando un gran apoyo a la candidatura) o la fiesta del espeto que queremos desarrollar a primeros de septiembre en colaboración con el Ayuntamiento de Marbella y la Diputación de Málaga como una fiesta de apoyo a la candidatura y donde están programadas diferentes  actividades.

I Concurso de Fotografía: la moraga y el espeto de sardinas

La Diputación de Málaga, Ayuntamiento de Marbella, la Asociación La Carta Malacitana y la Asociación Marbella Activa organizan el certamen fotográfico “La moraga y el espeto de sardinas” con el fin de poner en valor uno de los principales elementos identitarios malagueños y como una actividad complementaria al proceso de candidatura del espeto de sardinas como patrimonio cultural inmaterial de la humanidad.

La tradición de la elaboración de las sardinas en espeto forma parte del acervo cultural malagueño, no solo como una manifestación de su gastronomía popular más ancestral que se sirve como plato en numerosos establecimientos de playas sino como una verdadera mescolanza entre una técnica y un saber tradicional de la gente de la mar —la Málaga marenga—, y la celebración social en torno al espeto, la moraga: una fiesta popular donde el grupo se reúne alrededor del fuego en la arena de la playa mientras un amoragador o moraguero asa las sardinas ensartadas en las cañas al calor de las brasas. Una expresión cultural en torno al espeto que forma parte de nuestra forma de ser y relacionarnos, de una cultura mediterránea: abierta y festiva.

La convocatoria se abre hoy miércoles 20 de junio con la temática de la moraga y el espeto de sardinas y concluye su plazo el 20 de agosto de 2018. Las fotografías ganadoras se llevarán un premio de 600 euros para la primera, 400 € para la segunda y 200 € para la tercera además de otros premios que otorgarán las entidades organizadoras. Las fotografías ganadoras junto a las finalistas se exhibirán en diferentes actos, publicaciones y exposiciones itinerantes que servirán como acto de apoyo y difusión a la candidatura del espeto de sardinas como patrimonio cultural inmaterial de la humanidad.

El jurado, presidido por Antonio Castro Higueras, estará formado por los fotógrafos Jesús Chacón, Mª José Villanueva y Carlos Cáceres y por Javier Lima como representante de Marbella Activa así como Fernando Sánchez y Javier Almellones por parte de la Carta Malacitana.

Consulta las bases del concurso (pincha aquí).

El Senado da su apoyo unánime a la candidatura del espeto de sardinas

Senado

El Senado aprueba por unanimidad apoyar la candidatura del Espeto de Sardinas como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.

El proyecto, impulsado por la asociación Marbella Activa, se inició en febrero de 2017 con el objetivo de preservar este arte culinario y poner en valor sus raíces tradicionales. 

La candidatura del espeto de sardinas como patrimonio cultural inmaterial de la humanidad recibió este pasado lunes un impulso importante por parte del Senado al ser aprobada por unanimidad en la Comisión de Cultura la iniciativa de apoyo a la candidatura y donde se instaba al Gobierno a que, previa aprobación por el Consejo de Patrimonio Histórico y su Grupo de trabajo de Patrimonio Mundial e inmaterial, apoye y defienda en las instancias internacionales oportunas, la inscripción de la candidatura del espeto de sardinas en la lista representativa del patrimonio cultural inmaterial de la humanidad de la UNESCO.

El fin que persigue la iniciativa aprobada por el Senado es preservar los conocimientos y saberes de esta tradición culinaria ante el riesgo de los procesos de aculturación que el fenómeno del turismo y la globalización pueden llegar a provocar. La Comisión de Cultura solicita que el espeto sea incluido en el Inventario del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, para que de ese modo se puedan llevar a cabo las actuaciones necesarias para su defensa y salvaguarda.

La asociación recibía esta excelente noticia Marbella Activa cuando estaba reunida con la asociación La Carta Malacitana y el experto en industrias culturales, Antonio Castro, para definir y colaborar en la estrategia para presentar con éxito la solicitud a la Junta de Andalucía como parte del trámite necesario, seguir con el proceso de adhesiones y con el desarrollo de actividades relacionadas con el espeto de sardinas para este 2018.

Dicha noticia que supone un importante apoyo a la candidatura ha generado un enorme impacto en todos los medios tanto nacionales como autonómicos, provinciales y locales.

 

El mejor chef

13502791_10206543355770402_5322904907867338152_o

Fue creado por el mar, sus olas y atardeceres. Por lugares vírgenes y solitarios donde las aves transitaban con su vuelo aquel paisaje totalmente natural desprovisto de artificios extraños. Fue creado por aquella naturaleza virgen donde la brisa del mar zarandeaba aquellas plantas de aspecto delicado que se asentaban en los arenales de la playa. Por aquel paisaje solitario dominado por el mar, un mar a veces violento y otras calmado donde el cielo y las olas compartían el horizonte y se fundían en él. 

Nació en aquel mar de abundancia, de aguas rizadas por el viento, de profundidades inalteradas, de secretos por descubrir. Era aquel, un lugar lleno de vida donde los humildes marengos se adentraban en completa complicidad dispuestos a encontrar su sustento.

Allí comenzó todo… en aquella frontera de arena que separa dos mundos muy distintos que se abrazan en el incansable batir de las olas. 

Allí, en aquel lugar de arenas movidas por el mar y el viento regresaban con el atardecer los humildes marengos. Todos esperaban con sus pies descalzos en aquel lugar de arenas. En aquel lugar mágico donde la luna se refleja. Fuego, sal, arena y mar, todo esto aderezado con el mayor ingenio. Noches de fiesta, de moragas junto al mar, noches de verano alrededor del fuego.

Allí nació el espeto, en aquella frontera junto al mar, en aquel lugar de arenas movidas por el viento. Solo el mejor chef pudo hacer la mejor creación culinaria, solo la necesidad y el ingenio, solo ellos, aderezados con las noches de luna llena, el mar y el fuego.

Antonio Figueredo Navarrete. Cofundador y vicepresidente de Marbella Activa

Fotografía tomada del facebook de Historia de Málaga atribuida a Vicente Tolosa. Espeto de sardinas en El Palo. Principios del siglo XX. 

La Marbella Marenga

Con otra Mirada Pepe Moraguero

Gracias al tesón de nuestro gran Paco Cervera hemos emitido un nuevo programa de “Con otra mirada”, esta vez dedicada a la memoria de toda esa gente de la mar que tanto nos han dado y de la que tan poco sabemos. Otra joya etnográfica que recupera un nuevo pedazo de nuestra intrahistoria a través de otro protagonista de excepción: José López Sánchez, marengo y moraguero conocido de nuestra Marbella.

Recordamos que la serie de programas televisivos “Con otra mirada” forma parte del proyecto etnográfico de nuestra asociación y que ha visto la luz gracias a la fórmula magistral de Radio Televisión Marbella de la televisión participativa y, sobre todo, de la colaboración de sus protagonistas principales que gracias a su mirada particular nos transportan a una época y a unos modos de vida que nos conciernen a todos los marbelleros como sociedad. Testimonios orales que forman parte ya de nuestro legado etnográfico como pueblo.

Este programa de con otra mirada con Pepe el moraguero no es solo una oportunidad de escuchar un fabuloso testimonio y disfrutar del gran trabajo de realización de este programa por Paco Cervera sino lo que es más trascendente para Marbella Activa: disponer de un material audiovisual único y abierto que permita la conservación de dichos testimonios y nos ayude a no olvidar los modos de vida que han existido en nuestra ciudad.

En este programa descubriremos la Marbella más marenga a través de la experiencia de vida de Pepe; la del Barrio Nuevo, la Barandilla, la devota de la Virgen del Carmen. Conoceremos cómo era la vida entonces de los pescadores; la faena, las artes de pesca y de tiro, las especies más capturadas, el tipo de embarcaciones y las tripulaciones. Hablaremos de las sardinas y del espeto. Un programa que nos ha ayudará a complementar ese otro proyecto de Marbella Activa con el que pretendemos que el espeto sea declarado patrimonio cultural inmaterial de la humanidad y que nos ayudará a conocer y recuperar nuestra memoria colectiva, la de la Marbella marenga.

Ver programa

Alegato poético de Israel Olivera sobre el espeto

poso-de-ceniza-lenguaverdeDesde Marbella Activa le damos las gracias a Israel Olivera, periodista, comunicador, poeta y socio de Marbella Activa, por compartir con nosotros este precioso alegato poético sobre su experiencia con las sardinas y los espetos ¡no se puede contar mejor!

“Las sardinas y un servidor no somos amigos.  No tenemos nada el uno contra las otras, ni las otras contra uno, no hay guerra abierta, pero digamos que un incidente culinario de hace casi tres décadas puso en solfa nuestro idilio.

La responsabilidad fue exclusivamente mía, comerse cerca de  treinta sardinas no es bueno para nadie, y después de una noche agitada, las sardinas y un servidor nos malencaramos.

Y así supervivió nuestra relación, distante, distanciada, hasta el año 1999. Aterricé en Marbella por cuestiones profesionales y uno, siempre ávido de sensaciones, en seguida hizo suyo un perfume muy particular. El de las sardinas asadas al espeto.

Porque en este arte culinario se combina el olor intenso se las brasas, el perfume marino del salitre y de la arena tostada por el sol y, por supuesto, la fragancia rotunda de la sardina. Es inimitable. Así que desde aquel año 99 incorporé esta esencia tan profundamente marbellera a mi imaginario personal.

El aroma del espeto de sardinas me retrotrae siempre al Mediterráneo, a las playas agostadas, a la canícula del mediodía, al rielar del mar, a la cerveza fresca, a la buena compañía. Y en mi historia personal, también al amor.

El perfume del espeto forma parte de mi vida de manera casi telúrica. Es asomarse en un recodo y evocar Marbella de manera inmediata. No puedo disociarlo.

Cuando La Asociación Marbella Activa pone sobre el tapete la necesidad de nombrar al Espeto de sardina Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad no puedo más que aplaudir la iniciativa, porque más allá de mis recuerdos y evocaciones, la gastronomía apela a la memoria, a la historia, a la cultura, a la esencia de un pueblo.

El espeto nos habla de mar, de sus hombres y mujeres, de copos y pescadores, de redes… El espeto nos habla de la tierra, del origen de la caña utilizada para ensartar la pieza… También de la sencillez de su puesta en escena, de lo ahorrativo y digno de su preparación. De la cultura mediterránea, ancestral…  Y desde ahí se puede tejer una leve historia de esta ciudad, de sus orígenes y de sus gentes.

Después de casi tres décadas sigo sin comer sardinas, digamos que las respeto, pero siempre pervive y pervivirá en mí el espeto asociado a mi memoria.  A mi memoria de Marbella.”