Sestina del sextante

Claudio Curia

Suena la blackberry de un magnate

Desnuda en la cubierta su amante

Cuando vira a estribor el yate

Quién le acusa de mangante

Si se quedó todo el rescate

Para invertirlo en circulante

 

Desde un mercedes negro circulante

Hace y deshace el magnate

Enjoyada y perfumada va su amante

Siempre acude a su rescate

Pero que traidora del mangante

Calentando a los capos en su yate

 

En Bruselas fue el rescate

Del Estado sacó el circulante

En Wall Street llegó a magnate

París le brindó la amante

El yerno del Rey le regaló el yate

Y en Marbella…. se hizo mangante

 

Moreno y operado el mangante

Navega poderoso en su yate

Bodegas llenas de circulante

En pelotas toma el sol el magnate

Mientras en Sinatra’s su amante

Se bebe todo el rescate

 

Zarpa ya el enorme yate

Melena al viento va el mangante

Prepotente como todo magnate

Sin barreras por un mundo circulante

Los mercados fieles y al rescate

Y en el camarote…su amante.

 

De cama en cama va su amante

Siempre caliente y al rescate

Captando inversores para el mangante

De Chanel a Gucci, de Cartier al yate

Se fue fundiendo el circulante

Incluso se fumó el puro del magnate.

 

Al fin el yate encalló en un banco de circulante

Mientras el mangante se ahogó en el rescate

Y un nuevo magnate se hundió en los pechos…. de la amante.

Jose María Sánchez Alfonso

Socio de Marbella Activa y miembro del jurado del Concurso de Relatos de Marbella Activa

Próxima estación

MetroDesde Marbella Activa siempre hemos promovido mirar lo que ocurre en otras ciudades, que seamos una pequeña ventana por la que podamos observar las buenas prácticas y experiencias de  otras urbes del mundo en temas de gobernanza, sostenibilidad, urbanismo, movilidad, en turismo entre otros temas. No hace falta irse muy lejos para ver que cuando la inteligencia de muchos personas y colectivos se reúnen con el fin de mejorar ese espacio común que se llama ciudad todo se puede conseguir. Hablamos de Málaga y su cambio espectacular. No es casualidad, 20 años de planificación estratégica pilotadas por la Fundación CIEDES, la primera en España para promover de forma independiente una ciudad para el futuro.

 En este nuevo artículo de Jose María Sánchez Alfonso nos indica en clave de movilidad y smartcities que lo que puede parece un sueño para muchas personas, en un puñado de ciudades del mundo ya es posible. Es cotidiano ya, tan cotidiano que esos ciudadanos privilegiados se mueven por su ciudad usando esa trama mágica con toda naturalidad, como si llevara siglos funcionando. Pero para que estas ciudades se hayan convertido en “smart”, sostenibles o que tengan sistemas de movilidad integrada ha hecho falta mucho trabajo de planeamiento, muchos años de plan estratégico y de participación. Y lo más importante, hace falta un modelo de ciudad, porque todas las urbes no son iguales. ¿Tenemos un modelo de ciudad para Marbella?

Ver artículo Próxima estación

Los espejos de la Historia

Excursion Daidin 7RLos hechos o acontecimientos que tuvieron lugar hace cinco siglos en Al-Andalus no son la Historia, o al menos no son toda la Historia. Solo son datos, cifras y años. Y yo me resisto a que eso pueda ser todo. No sería justo contentarnos con unos libros llenos de historias, cuando la Historia con mayúsculas sigue su curso a través de los siglos. Por eso propongo que pensemos en la Historia como una sucesión, un flujo de información que va pasando de generación en generación. Pensemos en un juego de espejos que cada cierto tiempo se coloca frente al anterior y que refleja todo lo que se sabe o se recuerda, y así a lo largo de los años: todo lo que fue y no fue, todo lo que se recuerda y lo que se olvida, reflejándose según el espejo del presente. Y así en una sucesión de espejos que hacen reflejar las imágenes y llevarlas hasta el presente, que le toca vivir a la generación que vive.

Y lo que nos queda en ese último reflejo es la imagen viva de la Historia, es la verdad, es la esencia. La justicia por los que fueron. Ese último espejo es el que nos cuenta lo que realmente pasó. Es la Memoria. 

Y por eso es tan importante quién sostiene ese espejo,  la Memoria, porque esa generación la estará custodiando.

Este relato le pone nombres y apellidos a los descendientes de aquellos que tuvieron que huir de Al-Andalus, dejando sus casas, sus tierras y su país. Los que pudieron hacerlo, porque muchos fueron masacrados. Este breve relato es un homenaje a los que con tanta dignidad custodian la Memoria.

José María Sánchez Alfonso

Ver relato Los espejos de la Historia

La ciudad que no existe

Marcos en Navidad RNuevo relato con el que nos obsequia Jose María Sánchez para contarnos sobre la ciudad que no existe.

“A las 11 de la mañana Nicolás Tabaré ya está sentado en posición de loto sobre el empedrado frío de la calle del Carmen, desliza con maestría la yema de los dedos sobre la superficie metálica de su hang. Su mano izquierda, mientras, marca un ritmo fundido en bronce. El efecto es un sonido antiguo que parece bajar planeando por las laderas del Himalaya, una música armoniosa que pasa desapercibida para los viandantes tan cercanos, tan ausentes….”

Ver relato La ciudad que no existe

No me hables, por favor. Ni me digas adiós

Atardecer en el Puerto 2 RAnte todo desearos un año 2015 repleto de sueños y proyectos para cumplirlos. Estrenamos este nuevo año con un artículo de nuestro socio y poeta Jose María Sánchez Alfonso. No te lo pierdas

Se desvanecen los tiempos como si nunca los hubiéramos vivido, siquiera sufridos día a día. Se evapora un año, se derrumba como un gigante de barro al que le llegó la hora, ocurre súbitamente a las doce de una noche cualquiera de invierno. Y sin previo aviso lo sustituye otro año, un completo desconocido que sin ser invitado se cuela en nuestras vidas sin tocar en la puerta…

Ver articulo No me hables por favor

Exorcismo Pret a Porter

no+siento+temor_resizedNuevo y recomendable artículo sobre esa angustia vital que nos persigue de por vida  a los humanos por motivos imaginarios o reales, el MIEDO. Jose María Sánchez Alfonso nos cuenta su opinión del mismo.

Siento mucho respeto por los que conviven a diario con los miedos, yo soy el primero en sentirlos llegar, me he convertido en un experto en cogerlos al vuelo. Yo soy el miedoso número uno, es más; soy un cobarde que vive alternando entre un refugio de historias de papel y el exterior expuesto a los temores del mundo. De hecho es que escribo estas líneas para ahuyentar los temblores que me asaltan a diario, estas letras me las escribo primero a mano, y me las dirijo a mí, es como un auto exorcismo express que no necesita de cruces ni rosarios, ni curas de negro con absurdos rituales. Solo una moleskine y un lápiz bien afilado

Ver Artículo Exorcismo Pret a Porter

La Rueda de Boyd Cohen

Este no es el título de un relato, ni esconde una prosa poética para endulzar el fin de semana. Tampoco es ciencia ficción. Es la pura y más actual realidad, es lo último en el escaparate de las tendencias: la rueda de Boyd Cohen.

 Si eres de los que se creen el cuento de que la rueda se inventó hace miles de años, tienes que leer esto. Y si no conoces a Boyd Cohen, ya tienes otro motivo para seguir leyendo. Pero, definitivamente, si te dijeran que este tipo tan astuto ha inventado la rueda sobre la que girará el futuro de las ciudades, ¿dejarías de leer esta historia?, pues adelante.

Boyd nació en Estados Unidos y se doctoró en Estrategias e Iniciativas Empresariales por la Universidad de Colorado. A lo largo de su carrera profesional se ha especializado en desarrollo urbano sostenible, ciudades inteligentes, proyectos de edificios ecológicos, etc. Ahora mismo Boyd es considerado uno de los expertos mundiales en planificación y desarrollo de ciudades y comunidades, especialmente desde el punto de vista del concepto “smart city” o ciudades inteligentes.

Ha dado prácticamente la vuelta al mundo impartiendo cursos universitarios, participando seminarios, escribiendo artículos y dando conferencias sobre su especialidad, y como el español es su segundo idioma también ha recalado en nuestro país en varias ocasiones, y cómo no, le gusta Barcelona.

Está previsto que el mercado mundial de las “smart cities” (la “fiebre del oro” de las ciudades inteligentes) mueva un negocio de 654.000 millones de dólares este año, y se estima que se duplique para el año 2019. Si el año pasado había en todo el mundo 21 ciudades inteligentes, se prevé que para el 2025 habrá 88, principalmente en Europa, Asia y el Pacífico.

Toda esta locura está llevando a los gobiernos locales a una carrera de fondo por dotarse de las armas y medios más sofisticados para convertirse en inexpugnables ciudades del futuro, por atraer las inversiones creándose una marca de ciudad atractiva. Este movimiento mundial ha alcanzado tales proporciones que Boyd pensó que sería bueno poner un poco de orden, fijar unos parámetros, componentes y criterios standard internacionales que sirvan para poder catalogar a una ciudad como inteligente. La “Rueda de las Ciudades Inteligentes”, como la denomina su autor, es un ingenioso sistema que incluye todas las características que se deben reunir en teoría, se distribuyen por radios dentro de la rueda y se agrupan en distintos trozos de tarta como Movilidad, Sociedad, Formas de vida, Gobierno, Economía y Medio Ambiente.

Deduzco de este novedoso esquema giratorio que es un error la idea que teníamos de que una ciudad inteligente es aquella plagada de artefactos electrónicos, chips y controles digitales en todas las esquinas para facilitar, principalmente, los movimientos de sus habitantes, los transportes, la eficiente producción industrial y la prestación de servicios. No es tan sencillo, intervienen otros factores humanos, afortunadamente, como son el gobierno abierto y transparente, la cultura y el bienestar, transportes eficientes, educación, salud, etc, etc.

Y por fin os puedo presentar la Rueda de Boyd Cohen, aquí la tenéis, es bonita, parece diseñada para ser imprimida, recortada, pincharle un palito de madera justo donde dice Smart City y ya está: lista para echar una buena partida de Trivial Pursuit. Solo nos faltan las respuestas del juego, demasiadas incógnitas. Preguntas, sin embargo, nos sobran. Y por cierto ¿quién se atreve a echar una partidita del trivial sobre Marbella?

Jose María Sánchez Alfonso. Socio de Marbella Activa

Smart-City-por-Boyd-Cohen_resized_1

El impúdico erotismo de los pedales

cropped-3.-Ricardo-Soriano.jpgEn los alrededores de lo que antiguamente era un convento de viudas y solteras –el Begijnhof, en pleno centro de Amsterdam– ahora se exhiben sin pudor los cuerpos desnudos y lubricados de mujeres que se alquilan por un rato de placer y un billete sudado. Se muestran en los escaparates, unas como marmóreas estatuas clásicas ante el continuo ronroneo de la calle, otras como muñecas que se contornean por control remoto para deleite de los impávidos viandantes. Y hacia las nueve de la mañana, en el patio del convento ya no cabe una bicicleta más.

¿Qué ha ocurrido en Holanda en los últimos 20 años? Las bicicletas son sagradas, son el nuevo dios de los ateos del norte, el moderno tótem de los civilizados y verdes europeos del siglo XXI. Y nos reconquistan, la avalancha de ciclistas baja del frio, imparable, en silencioso pedaleo, incesante, creciente. Es la erótica irresistible del pedaleo. El nuevo ejército de fanáticos ya está tomando al sur. Silencioso, cadente, ha tomado Sevilla. Ya viene por Málaga, donde ha ocupado el centro, y dicen que pronto tomará Marbella, el último bastión posible, lo más al sur. La dulce y montañosa Marbella no se podrá resistir al silencioso encanto de los timbres y los destellos cromados.

Este artículo del magnífico periodista de El País Pablo León nos cuenta como se han vuelto locos los holandeses, y como nos volveremos aquí. Marbella Activa se monta de un salto a la erótica bicicleta.

Artículo Holanda culto a la bici

José María Sánchez Alfonso. Socio de Marbella Activa

Salvo el mar allí abajo

Hacia el Daidin 2 RNuevo y entrañable relato de José María Sánchez Alfonso. Un relato sobre la amistad y la complicidad inspirada en un paseo en bicicleta hacia uno de los rincones mágicos que tenemos en nuestra sierra y que hace unos siglos fue una alquería, una comunidad rural de Al- Andalus llamada el Daidín y de la que sólo quedan unas ruinas que testimonian que este pueblo sabía rodearse de belleza y de paraísos en la tierra. Un lugar de incalculable valor ecológico que desde Marbella Activa se está organizando una salida en otoño, a pie y bicicleta, para dar a conocer este lugar y su historia. 

Ver relato Salvo el mar allí abajo

Uno, dos, tres, al escondite inglés

Ferreria close upEste pasado 27 de abril estuvimos en la visita guiada que desde Marbella Activa organizamos, en colaboración con el Ayuntamiento de Marbella, a la Ferrería de la Concepción con el objetivo de conocer nuestro patrimonio, en este caso industrial y  que colocaron a Marbella en el mapa de la industrialización nacional con los primeros altos hornos civiles en España. La finca de la Ferrería de la Concepción y la historia en ella implícita no nos dejó indiferentes. Prueba de ello este relato de ficción de nuestro socio José María Sánchez Alfonso inspirado en este significativo lugar que podía convertirse un día en un parque periurbano para los ciudadanos de Marbella como lo fue en su día el Jardín Botánico de Málaga.

Ver Relato Un, dos, tres, al escondite inglés